Conoce los mejores beneficios que proporciona el ajo

Los mejores beneficios del ajo

El ajo es un alimento que además de ser un condimento muy apreciado en la cocina, reporta muchos beneficios para la prevención y tratamiento de enfermedades.

 

En este post te invitamos a descubrir los mejores beneficios que proporciona el ajo para el organismo y porqué deberías consumirlo más.

 

¿Cuáles son los mejores beneficios de consumir ajo?

 

El ajo pertenece a la misma familia que los puerros, cebollas y las chalotas, siendo cultivado en muchos lugares del planeta.

 

Se cree que proviene de Asia Central y se sabe que se utilizó en la India y Egipto desde el año 3000 A.C.

 

El nombre científico del ajo es Allium Sativum, tiene un olor penetrante y un sabor intenso, que deleita el paladar.

 

Es considerado un antiviral por naturaleza, contrarresta infecciones respiratorias, cura dolores de garganta y trastornos respiratorios.


A continuación vamos a hablar de algunos de los beneficios de consumir perejil que quizás no conocías.

 

Funciona como un antibiótico natural

Uno de los muchos componentes del ajo es el sulfuro de dialilo, considerado según estudios, 100 veces mejor como antibiótico que algunos compuestos farmacéuticos.


Otro de sus componentes es la alicina, que tiene propiedades antibacterianos e impide que las bacterias se desarrollen en el organismo.

 

Efectivo para combatir los virus

Otro beneficio del ajo es en su efectividad para contrarrestar los virus que pueden provocar trastornos como la gripe o los resfriados.

 

Los componentes naturales del ajo incluyen vitamina C, lo que refuerza el sistema inmunológico y evita que se contagie fácilmente con virus.

 

El ajo ayuda a combatir los virus

Contribuye a reducir la presión sanguínea

Para las personas que sufren de la presión arterial alta comer ajo resulta ser un excelente remedio natural y mejora el flujo sanguíneo.

 

La razón es que el ajo contribuye a la producción de ácido nítrico en el cuerpo, el cual diluye más la sangre y fluye mejor.

 

Sirve como compuesto antifúngico

El ajo también ayuda a evitar la aparición de hongos en el organismo y a combatirlos en caso de que ya estén presentes.

 

Por servir como compuesto antifúngico, se utiliza inclusive en la agricultura, rociando ajo en las cosechas para evitar que aparezcan hongos.

 

Mantiene la piel radiante

Sus cualidades antioxidantes evitan el deterioro prematuro de las células, eliminando los radicales libres y haciendo lucir el cuerpo más joven.

 

La piel es uno de los órganos que más se beneficia de la alicina, uno de los antioxidantes beneficiosos que tiene el ajo.